Somos los nuevos robots del S.XXI

Os habeis dado cuenta ¿no? Nos estamos convirtiendo en computadoras

Tal como suena. Vivimos rodeados de aplicaciones y sistemas de recordatorios que marcan nuestra actividad en el día a día. Me refiero a que nuestra jornada de trabajo consta de un sinfín de interrupciones y de urgencias, y ante esta “cortada de rollo” contínua, lo que nos pasa es que realmente ya no sabemos cuánto tiempo hemos dedicado a una tarea o a otra.

Una de las soluciones que nos queda es la de usar programas que registren dichas tareas y monitoricen el tiempo que empleamos dedicados a su ejecución, al menos para tener un registro, porque ya lo sabeis: si no es medible no existe.

LA MATRIZ DE COVEY. QUÉ ESTÁS HACIENDO CON TU TIEMPO?

Tenemos que aprender a diferenciar entre urgencia e importancia, y dejar de dar palos de ciego e ir apagando incendios sin ser realmente eficientes. Os muestro aquí cómo funciona dicha matriz:

Fuente: liderazgoescolar.mineduc.cl/

Dependiendo de la personalidad de cada profesional, de su método, su capacidad de organización o su “frikismo” planificamos más o menos, utilizamos un sistema u otro. Pero al final lo que hacemos es descuartizar las tareas para que sean ejecutadas en distintos momentos según nuestra disponibilidad, nuestras prioridades o lo que más nos apetezca hacer.

CLASIFICANDO, QUE ES GERUNDIO

Yo personalmente, que me defino dentro del grupo de “frikis”, como ya he mencionado en algún otro post, diferencio el carácter de cada tarea en función del grado de seguimiento que tengo que emplear para conseguir cerrarla, y como estuve una temporada en Londres fregando platos, aprendí inglés y las clasifico en los siguientes grupos:

  • quote-to-do / quote-to-follow
  • task-to-do / tasks-to-follow
  • personal-to-do / personal-to-follow

Y después defines un recordatorio de día y de hora.

La conclusión es que al final dedicamos el tiempo a ir cumpliendo un plan de tareas en base a unas prioridades, y no olvidemos que las interrupciones síguen ahí, lo que nos obliga a ir ampliando nuestra lista de tareas a medida que vamos haciendo las otras. Suena gracioso, no??

¡Ahora no me digáis que no nos estamos convirtiendo en computadoras!

¿Alguna opinión al respecto?

Albert Serra E L

Co-Founder & Account Director. Maniático del orden: "No hay nada mejor en el mundo que dividir un proyecto en fases". Dadaista moderno, optimista empedernido y multitasking evangelist.