Superheroes de lo Urgente

¿Es un ave? ¿es una avión? No! es la urgencia comercial que no pudo ser prevista hasta que ya es demasiado tarde.

Somos una sociedad de exigencias y urgencias, que toma decisiones sobre la marcha, y a veces confundimos lo probable con lo posible. Pero siempre estamos dispuestos a dar la bienvenida a algo o alguien que nos permita mantener el ritmo ajetreado de nuestras vidas y de paso resuelva nuestras necesidades. Necesitamos héroes, heroínas, necesitamos superhéroes!

No es de extrañar, que cuando vivimos algún inconveniente con un servicio, desde nuestra posición de usuarios, no queremos saber el tiempo que se ha dedicado, ni la estrategia, ni las pruebas y errores, simplemente queremos que funcione. Queremos que el superpoder de un superhéroe nos salve y ya está!

Y sin embargo, todos los grandes heroes lo saben; estar preparado para responder a un desafío es algo que se aprende con el tiempo. La paradoja es el mismo tiempo, que consume el más valioso superpoder de un paladin de la justicia; la planificación.

“Cuando algo funciona, es invisible.
Cuando es invisible, la gente no piensa que un profesional puso esfuerzo en ello.
Hasta que un amateur lo hace.”
Erik Spiekermann

¿Proteger al más débil? ¿Salvar a la víctima en apuros? ¿Capturar al villano?, en una encrucijada extrema, nuestro superhéroe tiene que tomar amargas decisiones al mismo tiempo que respira. Para resolver un dilema siempre necesitamos prioridades: no todo puede ser urgente, no todo puede ser rápido, no todo puede ser perfecto.

Cuando no hay planificación, la prioridad es la escala mínima para administrar lo eficiente. Incluso el héroe más comprometido tiene que renunciar a algo y aprende a decir no por el bien común.

Al final del día, cuando nos encontramos cara a cara con nuestros compromisos, el heroísmo de lo cotidiano es haber destinado tiempo para planificar y hacer efectivo todo eso que queremos que salga bien. Y si no puedes hacerlo tú mismo, delega o al menos asesorarte por alguien que este dispuesto a ayudarte a conseguir tu objetivo.

Los superheroes solo existen en nuestro imaginario cultural, en cambio un plan bien pensado forma parte de nuestra capacidad real para convertir una dificultad en una oportunidad.

Si a estas alturas del año, te has olvidado de atender tu comunicación comercial y has desperdiciado la oportunidad de planificar tú mismo una campaña, aún tienes tiempo de ser el héroe, junto a nosotros.

Francisco González E L

Diseñador, curioso, melómano, taciturno, tratando con caprichos a medida y esperando el inminente colapso de la ley de Moore.